El Blog de la ventilación eficiente

Suscribir al blog

La economía circular en la construcción. Aplicación, materiales y beneficios

Publicado por S&P el Jul 20, 2020
0 comentario

El objetivo de aplicar la economía circular a la construcción es el de reutilizar los recursos y maximizar, por ende, el aprovechamiento de los mismos. En una economía circular se busca que los recursos aporten el máximo valor, es decir, que se mantengan en el proceso (aplicado a la construcción en este caso) durante el mayor tiempo posible. Pasar de una economía lineal (un usar y tirar a grandes rasgos) a una economía circular. 

Debido a este concepto, la reutilización y la disminución de la generación de residuos se tornan básicas en una sociedad que consume recursos a una velocidad superior de la que los produce el planeta. 

La economía circular está íntimamente ligada a la sostenibilidad y aplicarla a la construcción es un hecho muy ambicioso. Este sector presenta uno de los consumos de recursos más importantes y, a su vez, es uno de los sectores que más residuos genera. Productos relacionados con la madera, el cemento usado o la chatarra son ejemplos de la gran cantidad de residuos producidos en el sector constructor dentro de la Unión Europea, llegando a ser el sector que más deshechos origina.

Los conocidos como residuos de construcción y demolición (RCDs) suponen un tercio de los residuos totales generados por la Unión Europea (cientos de miles de toneladas) destacando hormigón, ladrillos, yeso, madera, vidrio, metales, plásticos, amianto o tierra excavada. Este dato nos revela cuál es la importancia real de aplicar una economía circular en la construcción y avanzar hacia una mayor sostenibilidad. 

La Unión Europea señala el sector de la construcción como uno de los ejes en torno a los que debe girar el “Plan de acción de la economía circular de la UE” en el que se incluyen tanto actuaciones legislativas como no legislativas. Todo ello bajo un marco ambicioso con la pretensión de que la Unión Europea se convierta en referente y líder de la transición hacia esta economía circular. 

La aplicación de la economía circular en la construcción

Las metas son ambiciosas y hemos visto como el peso de la sostenibilidad aumenta con cada decisión y actuación gubernamental. Sin embargo, la aplicación directa tanto de la legislación como de las recomendaciones se debe dar en el día a día, en las obras. 

Un incorrecto tratamiento de los materiales o remanentes de los mismos implica la imposibilidad de reciclarlos o reutilizarlos para reincorporarlos a la cadena. Debido a esto, durante los procesos de construcción de infraestructuras se debe tener especial cuidado en la correcta separación del sobrante. Un ejemplo de estas buenas prácticas es no mezclar los materiales susceptibles de ser reutilizados con otros como el yeso o los fresados debido a que los segundos contaminarán a los primeros. Juntar estos dos tipos de componentes es un claro ejemplo de los errores que no se deben cometer en el camino hacia la economía circular. 

Una gestión adecuada de estos RCDs (incluyendo los residuos peligrosos) repercutirá en grandes beneficios para la sostenibilidad y la calidad de vida. 

Materiales reutilizados en una economía circular dentro de la construcción

Para cumplir con esta economía circular ya hemos visto la importancia que tiene el proceso de separación. Vamos a ver algunos de los materiales que se pueden reutilizar: 

  • Acero: este componente se puede volver a usar sin perder sus propiedades y con un consumo de energía notablemente menor que el empleado en una nueva producción.
  • Madera: la madera bien tratada y cuidada se puede volver a utilizar en otras construcciones y en el caso de no poder emplearla, se puede derivar en la creación de biomasa.
  • Hormigón: elemento básico en la construcción que puede ser reutilizado en gran medida para emplearlo en el mismo u otro tipo de edificación.
  • Árido siderúrgico (escorias de acero): este producto puede reutilizarse y emplearse en numerosas creaciones como baldosas, adoquines, asfalto o ladrillos acústicos.

Crecimiento e implantación de la economía circular 

Hasta ahora hemos visto la relevancia y la oportunidad que representa aplicar esta economía circular al sector de la construcción. Por lo tanto, es interesante conocer algunos ejemplos de lo que se está haciendo: 

  • La constructora Construcía es considerada la primera en crear un modelo completo de construcción circular aplicándolo a sus nuevas oficinas de Madrid como ejemplo real de esta construcción que en el futuro podrá ser deconstruida o reformada de manera sostenible.
  • El Proyecto europeo Eco-Binder tiene el objetivo de crear hormigones más sostenibles y  menos contaminantes, que reduzcan su huella ecológica en un 30%, aislen un 20% mejor y su coste de producción sea un 15% más bajo.
  • El Pasaporte del edificio: este concepto, que ya se está aplicando en el centro y norte de Europa, aboga por tener un documento que englobe todos los materiales que componen la edificación, la procedencia de los mismos o las partes básicas que la componen. Este hecho podría repercutir en legislaciones que obliguen a que el pasaporte contenga cada vez más materiales sostenibles, reutilizados o reciclados haciendo que se beneficie toda la cadena de valor.
  • Proyecto europeo HISER: con la participación de empresas e institutos de investigación se pretende crear metodologías, tecnologías y fomentar el uso de nuevos materiales que adapten los procesos de construcción al modelo de economía circular.

Beneficios de la aplicación de la economía circular

Finalmente hay que decir que son muchos los beneficios que pueden asociarse a este modelo económico y práctico aplicado al sector de la construcción que se está desarrollando en el presente y aumentará en el futuro. 

  • Medio ambiente. Para el medio ambiente la ventaja es clara, la disminución de la necesidad de recursos y la reducción de los desechos o residuos desembocará en un mayor respeto por la naturaleza y el impacto negativo se limitará.
  • Sector de la construcción. Las empresas del sector de la construcción podrán disminuir su necesidad de adquisición de materiales vírgenes, pudiendo reutilizarlos y optimizando y abaratando los procesos.
  • Sociedad (las personas). Mejora de la calidad de vida asociada a la reducción de emisiones por los materiales empleados en construcción.
guia tendencias ventilacion residencial

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *