El Blog de la ventilación eficiente

Suscribir al blog

Construcción industrializada y diseño modular: una apuesta por el diseño sostenible

Publicado por S&P          septiembre 27, 2021          Lectura: 4 min.

Los países están muy concienciados sobre la sostenibilidad y el cuidado del entorno natural. Esta necesidad, cada vez más acuciante por el calentamiento global, está haciendo que los gobiernos y las entidades supranacionales restrinjan o prohíban toda actividad que no garantice unos estándares sostenibles y respetuosos con el medioambiente. La construcción no ha sido una excepción. Por ello, la construcción industrializada y diseño modular apuesta por el diseño sostenible.

Lectura: 4 min.

Sin ir más lejos, los fondos de recuperación de la Unión Europea están diseñados de tal manera que únicamente financiarán aquellos proyectos que cuenten con estándares de sostenibilidad, pues conseguir la máxima sostenibilidad posible en los procesos productivos es uno de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la ONU. Asimismo, los grandes inversores institucionales han iniciado una estrategia de desinversión de activos no sostenibles, lo que afecta también a los mercados de capitales.

 

Ante este nuevo paradigma, la arquitectura, y más específicamente la construcción sostenible, dejará de ser un género de nicho para convertirse en una práctica obligatoria. Muchos analistas afirman que el futuro del real estate será verde o no será. En este sentido, la construcción industrializada es un sistema que tiene mucho que decir para hacer realidad esta necesidad. 

 

Los factores que influyen en la construcción sostenible

El uso cada vez más generalizado de la construcción industrializada y el diseño modular tienen una serie de consecuencias a nivel económico, ecológico y social. Todos ellos, a su vez, factores que han influido en la elaboración y diseño de políticas públicas y metodologías privadas que mejoren el bienestar de toda la población.

 

Factores económicos

Desde hace unos años, el acceso a la vivienda es uno de los principales problemas económicos del país, particularmente para los jóvenes. Su precio en las grandes ciudades es, en ciertas zonas, desorbitado, a lo que hay que añadir otros costes ocultos asociados a su operación y mantenimiento.

La construcción industrializada constituye un proceso eficiente, en el que los costes están lo suficientemente optimizados como para evitar que el precio se dispare. Además, gracias a la metodología BIM, el proceso está mucho más coordinado y las simulaciones permiten reducir al máximo posible los sobrecostes asociados a todo proyecto constructivo.

 

Factores sociales

Además de los factores económicos, las viviendas construidas bajo un sistema de construcción industrializada satisfacen una serie de demandas sociales que tienen que ver con el diseño urbano, la accesibilidad y la personalización de los espacios.

De hecho, los edificios abiertos o adaptables se acondicionan de tal forma que permiten que el usuario pueda adaptarlo puertas adentro a sus preferencias, mejorando así su satisfacción y bienestar, sin que ello repercuta sobre el bienestar de otros ciudadanos.

 

Factores ecológicos

La construcción es una de las industrias más importantes de nuestro país, tanto a nivel de empleo producido como en su contribución al PIB. Un sector fundamental para la economía española que, sin embargo, consume una gran cantidad de recursos naturales y produce muchos residuos contaminantes.

Las nuevas técnicas aplicadas en el proceso productivo, particularmente a través de la construcción industrializada, reducen los residuos de la construcción hasta llevarlos a sus mínimos posibles, ya que la mayoría de los materiales se producen en fábricas y talleres, además de prolongar el ciclo de vida de las construcciones.

 

¿Qué importancia y beneficios tiene para el medioambiente?

La construcción industrializada utiliza materiales producidos en talleres y fábricas que se ensamblan y montan en módulos directamente en el lugar donde se ubicará la vivienda. Este modelo tiene una serie de beneficios en materia de sostenibilidad, particularmente en todo lo relacionado con el cuidado del medioambiente

Las ventajas de la construcción industrializada frente a la tradicional o in situ son más que evidentes:

  • Se optimizan los recursos, tanto en los tiempos de ejecución como en el control de calidad del procedimiento.
  • Los controles de fábrica son mucho más rigurosos que los que se llevan a cabo en una obra, lo que aumenta la vida útil de los materiales.
  • Se genera una cantidad menor de residuos, que, además, pueden ser reutilizados o reciclados en la propia fábrica.
  • Menor emisión de polvo y otras partículas al medioambiente al evitar acopios de materias primas y plantas de fabricación de hormigón.
  • Los materiales y módulos se pueden desmontar si se necesitan reparar o si han superado su vida útil. En el caso de la construcción tradicional es necesario realizar un derribo, lo que genera aún más residuos para el medioambiente.
  • El tiempo de ejecución de la obra es mucho menor, por lo que se consume menos energía.

 

La ventilación mecánica en la construcción sostenible

Uno de los sistemas que puede contribuir en la construcción sostenible es la ventilación mecánica; es decir, un sistema en el que el movimiento del aire, introducido y expulsado de un edificio, se genera por la acción de un ventilador.

La principal ventaja de este tipo de sistemas reside en la posibilidad de llevar a cabo la instalación de un recuperador de energía. Se trata de un sistema que logra la ventilación controlada de un edificio minimizando las pérdidas energéticas. ¿Cómo? Aprovechando parte de la energía contenida en el aire de extracción para cederla al aire de admisión. Este sistema funciona tanto en verano, refrescando el aire exterior a través de un sistema de climatización, como en invierno, precalentando el aire que entra.

En general, en la construcción sostenible están primando los sistemas de ventilación mecánica con recuperación de calor por sus elevados niveles de eficiencia energética. Una solución que, más que una proyección de futuro, se ha convertido en una opción de presente sostenible y respetuosa con el medioambiente.

En definitiva, tanto la construcción industrializada como el diseño modular, unidos a otros factores como la ventilación mecánica, son elementos y nuevas metodologías de trabajo que permiten diseñar un futuro en el que la sostenibilidad y la eficiencia energética serán protagonistas.

Ayudas Europeas Next Generation en Ventilación Mecánica Controlada para tu proyecto

La Unión Europea ha puesto a tu disposición un servicio de ayudas para fomentar la innovación y la sostenibilidad.

Estas ayudas pueden representar una excelente oportunidad si eres una empresa o profesional del sector y deseas subvencionar parte del coste del sistema de ventilación. Para ello es esencial conocer los requisitos, plazos y condiciones. Puedes conocer todos los detalles en nuestra página sobre las ayudas Next Generation EU.

La importancia de una buena ventilación